6 de julio de 2009

CREO EN MI PAÍS. Jorge Enrique Adoum

Creo en un país que sea cuna, hogar y escuela en cuyo pizarrón queden inscritos para siempre nuestro derecho a la vida, adquirido por el sólo hecho de haber nacido, y los demás derechos que nos atribuye La Ley por haber nacido aquí y no en otro sitio.

Creo en un país donde el joven sea respetado como el adulto, la mujer como el varón, el pobre como el rico, el indio, el negro y el mestizo como el blanco, es decir un país donde no haya más privilegiados que los niños.

Creo en un país independiente y soberano, capaz de trazar libremente, en la mano abierta de la patria, la línea sin interrupción ni final de su destino.
Creo en un país donde cada uno de nosotros sea parte del Estado y le exija educación y salud a cambio de su trabajo y no solo un salario que no alcanza para pagar "el desayuno, la flor, el ataúd"*

Creo en un país que ama la paz, la busca y la defiende porque sabe que, victorioso o vencido, en la guerra es siempre el pueblo quien llora a sus muertos y paga la factura de las armas y el destrozo.

Creo en un país de fronteras definidas, para saber donde queda realmente la puerta de calle y dónde la puerta del vecino del frente, para llamar a ambas, abrirlas de par en par y que entre por fin la luz del nuevo día.

Creo en un país donde el ser humano sea el punto de partida y destinatario del esfuerzo de quienes hacen las las leyes y de quienes las aplican y donde la justicia vea la verdad aunque para ello debamos arrancarle la venda que lleva mil años en los ojos.

Creo en un país del futuro donde hayamos cuidado la tierra, la atmósfera y el agua limpias, como la madre que lava las sábanas para que nazca el hijo y éste para los hijos de los hijos de sus hijos.

Creo en un país donde la armonía de palabras, sonidos, cuerpos, formas y colores sea el milagro repetido cada día para todos y entregado a manos llenas, como lluvia, como sueños, como panes.

Creo en un país esplendoroso por la multiplicidad de su población y de su geografía, donde cada persona, familia, comunidad, aldea, ciudad o provincia tenga el orgullo de haber formado, con su diversidad y diferencia, la patria única que les debe mucho, la patri grande a la que le deben tanto.

Creo en un país donde jóvene enarbolen, como un diploma firmado por la nación, el gozo de haber reparado las cuarteaduras de la república, borrado las manchas de la Historia y sanado las heridas del pueblo lastimado por el Poder y la pobreza.

Creo en un país que encauce la fuerza y el ingenio de todos sus habitantes a la reconstrucción material y moral de la patria, rota como una comenta de agosto por el viento de la calamidad y por los hombre, "tirada por la trenza, hecha pedazos"*

Creo en un pais donde seamos capaces de mirar por sobre el hombro de la ruina que queda a nuestra espalda, y construyamos un paisaje luminoso para todos, porque vamos a la luz que está adelante y nos espera al final del túnel largo.

Creo que ese país es éste.

Creo en este país.

JORGE ENRIQUE ADOUM.

29 de junio de 2009

La Ruptura rechaza el golpe de estado en Honduras

La Ruptura RECHAZA enfáticamente el golpe de Estado perpetrado esta mañana en el país hermano de Honduras contra el presidente Manuel Zelaya.

Nos solidarizamos con el pueblo hondureño en su pedido de restituir al gobierno legitima y democraticamente electo del Sr Zelaya y llamamos a la calma de quienes tienen las armas por mandato constitucional es decir a la policía y militares para evitar la profundización de este acto violento contra el pueblo. De esta manera esperamos en las próximas horas la restitución de la democracia en Honduras sin más violencia ni mucho menos derramamiento de sangre. Esperamos que los militares hondureños hijos del pueblo valeroso de tantos líderes y mártires populares como Gabriela García, el Padre Lupe, Dagoberto Padilla, Lorenzo Zelaya Vásquez, etc sean capaces de resistir las órdenes infames de la cúpula de las FFAA de Honduras y reviertan este atraco perpetrado en la madrugada.

El futuro de América está en las manos de todos al defender los gobiernos democráticamente electos contra las oligarquías capaces de torcer la voluntad popular por mantener sus privilegios y voracidad político-económica.
Cantemos con Karla Lara contra esa oligarquia agazapada tras las armas militares y demos así la fuerza necesaria a Honduras y América para rebelarse contra esta injusticia:

La casa de la justicia

Letra: Roberto Sosa
Canta :Karla Lara (Honduras)

Entre la casa de la justicia
De mi país
Y comprobé
Que es un templo de en cantadores de
Serpientes

Dentro de esta como en espera
De lago que no existe
También abogados perfeccionan el día
Y su azul dentellada
Perfecciona el día y su azul de dentellada

Jueces sombríos hablan de pureza
Con palabras………
Que han adquirido el brillo de un ama blanca
Que han adquirido el brillo de un ama blanca


Las victimas en contenido y espacio
Miden el emor
De un solo golpe

Y todo se consuma
Bajo es a sensación de ternura
Que produce el dinero
Bajo es a sensación de ternura
Que produce el dinero
Se produjo un error en este gadget.
Se produjo un error en este gadget.